El festival esloveno continúa: Pogačar gana y Roglič más líder, Bernal y Quintana KO

POR: JAIME SOSA 


 El predecible guión se volvió a cumplir. Tadej Pogacar, del UAE team Emirates, se ha llevado la etapa 15 del Tour de Francia 2020, seguido por el líder Primoz Roglic. La fracción se corrió entre Lyon y el Grand Colombier, sobre 174.5 km.

Jornada reina para escaladores con dos duros premios de montaña de primera en la segunda mitad y llegada en otro de categoría especial, que una vez más -fiel al ultra predecible ciclismo contemporáneo- se desperdició para ofrecer audacias, ofensivas o proezas lejanas de cualquier tipo: el equipo más sólido con el líder más fuerte dominó a su antojo a sus resignados rivales y preparó un nuevo sprint más en las cumbres entre 12 corredores. Egan Bernal y Nairo Quintana tuvieron un mal día y se dejaron todas sus opciones de podio.

Une feroz lucha por meterse en la fuga buena marcó la carrera desde el km uno. Se sucedieron varios intentos de corredores importantes, pero el ritmo del lote era tan increíblemente alto que no les permitía hacer hueco. Con solo 12 km recorridos Segio Higuita (EF) sufrió una fea caída, (se distrajo un segundo mirando hacía atrás en una bajada e hizo “el afilador” con Jungels) tuvo que recibir asistencia médica, 10 km más adelante una vez más se fue otra vez al suelo, su lesión en la mano le impedía frenar bien. Higuita Intentó seguir de forma corajuda… pero en el km 40, entre llanto, abandonó la carrera.

Finalmente ya, con 45 km transitados se consolidó la escapada buena: Pierre Rolland (H&H), Gogl (NTT), Bonifazio (TDE), Marcato (UAE), Herrada (Cofidis), Trentin y Geschke (CCC) y Ledanois (Arkea). A esa misma altura se fue al suelo Carapaz, al parecer sin consecuencias graves. Restando 90 para el arribo, en el inicio del primer puerto de montaña los fugados contaban con casi 5 minutos de renta. Promediando, en las rampas duras se desgranó y quedaron adelante solo Geschke Herrada Gogl y Rolland. Atrás, en el grupo Jumbo-Visma intentaba anestesiar el ritmo con un paso cómodo para no quedarse sin gregarios.  Con solo un puerto subido, Roglic era el único que tenía 5 gregarios. Sus rivales como mucho 3, 2, 1 o ninguno: ¡y faltaban dos puertos más!

En el segundo puerto Jumbo-Visma asumió en solitario el control intimidador con toda su armada. Pero ni mucho menos fuerte, coronaron el segundo puerto unos 40 corredores van Aert incluido. Hoy tampoco iban a haber heroísmos lejanos por parte de sus rivales. El que quiera disfrutar de gestas audaces solo le queda acudir a nostálgicos vídeos vintage en Youtube. Sin embargo los tres aventureros ya no tenían ningún chance: la fatiga se les vino encima y a pie del puerto final solo contaban con 1:45″. En efecto, ya con solo 12 kms de ascenso no había fuga los favoritos se jugarían la victoria. A esa altura Quintana se empezó a quedar y también Egan Bernal se desfondó, no tenían buena pinta y todavía estaban muy lejos de meta.

A la lógica, la objetividad, la sensatez y el sentido común le da igual las apasionadas filias de los aficionados. Jumbo-Visma y Roglic se mostraron como más fuertes hace un mes al regreso de las carreras, lo demostraron hasta el hastío en todas partes y en coherencia lo siguen haciendo en el Tour. A 10 km de meta Nairo estaba ya a 1:15″ y Bernal a 1:45″. Adelante nadie se movía, los holandeses ponían el paso. Van Aert aguantó tirando hasta faltando solo 8 km. Faltaba el relevo de Bennett y Dumoulin. Aguantaban Pogacar, Yates, Landa, López y Urán del top 10. La sangría de los rezagados aumentaba sin remedio. A 7 km del arribo atacó Adam Yates en un gesto de ambición que se agradecía para la monotonía reinante. Dumoulin lo neutralizó sin despeinarse 1.5 km más adelante.

Los 12 hombres sobrevivientes a falta de dos km se preparaban para el sprint en la etapa reina de montaña del Tour de Francia. A 600 metros atacó Roglic pero fue neutralizado por Porte, López y Pogacar. Finalmente el más fuerte en el embalaje una vez más fue Pogacar seguido por su compatriota y líder Primoz Roglic. El deja vu no se detiene: jumbo-Visma es el más fuerte con diferencia y los dos eslovenos están un punto por encima de sus rivales. Quintana y Bernal se dejaron todas sus opciones. Urán, Yates, Landa, Porte y López resisten.

Compartir en Google Plus

Editores Periódico Frontera de Tamaulipas

0 comentarios: