Naomi Verónica, padece el Síndrome de Maullido del Gato y requiere ayuda


Por:José Luis Castillo Sandoval



         Doctores le pronosticaban dos meses de vida y actualmente ya cumplió 5 años de edad

§   
§   Cuando nace un bebé todo es júbilo, gozo y amor. La familia llama a parientes y amigos; todos quieren saber : Es niño o niña.
§   Sin embargo, qué pasa si se dan cuenta de que ese bebé es diferente-
§  En nuestra ciudad, la niña Naomi Verónica López, padece el Síndrome del Maullido del Gato y su familia requiere con urgencia de un andador o una silla de ruedas para poder trasladarla a sus terapias.
§  A Naomi Verónica, al momento de nacer, los doctores le pronosticaban 2 meses de vida y hoy, gracias a Dios, ya celebramos sus cinco años de edad relata orgullosa su madre Nancy Verónica López Guzmán.
La incidencia del Síndrome del Maullido del Gato es de 1 de cada 20.000 nacidos.
§   
§  Naomí Verónica, una niña muy cariñosa y risueña, demostrando el amor hacia su madre, a su manera,quería nos diéramos cuenta que estabaagradecida al tenerla bien abrazada y la llenaba de besos en la frente.
§  La plática con la madre de Naomi se llevó a cabo en el solar de su domicilio, ubicado en la calle Amigo 163 entre Sur 3 y Sur 5 de la colonia Jesús Vega Sánchez.
§  En este encuentro con Noemí Verónica y su madre estuvo ausente su padre Jesús Natanael Torres Vicencio, empleado de una coctelera de mariscos.
§  La señora Nancy Verónica, señaló hemos puesto todo lo que está de nuestra parte para apoyar a nuestra hija, la llevamos a terapias al CRI( Centro de Rehabilitación Integral ) para enseñarla a caminar y logramos un gran avance en su tratamiento.
§  Con gran alegría y amor hacia su hija, nos relató; La niña tiene gran avance y ya pronuncia algunas palabras como coca, agua, loca.
§  Por este medio, si alguna persona está interesada en brindarle ayuda a la familia de Naomi Verónica se puede comunicar al celular 8681850314.
ESTUDIANTES DEL CBTIS 135 SE ORGANIZAN PARA APOYAR A NOEMI
Benjamín de la Garza, presidente del Consejo Estudiantil del CBTIS 135, ubicado por el rumbo de  la colonia 20 de Noviembre, planean apoyar a la niña Noemí Verónica que padece de una enfermedad desde niña.
De la Garza, pronto hablara con los compañeros de estudios y directivos de este plantel educativo para buscar algún beneficio para la familia de Noemí.
Cabe resaltar, los estudiantes del Cbtis 135  no dejaron sola a la joven Alejandra Juárez, que padecía agua en los pulmones y por medio de venta de comida lograron pagar el traslado de una ambulancia.

§  Síndrome del Maullido del Gato
§  Otros nombres
  • Síndrome Cri du chat
  • Síndrome de Lejeune
  • Síndrome 5p-
Definición
El síndrome del Maullido del Gato (o cri du chat) es una enfermedad genética llamada así por el característico llanto de los bebés que lo padecen semejante al maullido de los gatos.
Las personas que padecen este síndrome suelen presentar un retraso intelectual y psicomotriz variable en función de la afectación.
Causas
El Síndrome del Maullido del Gato se debe a la deleción (falta de fragmentos de ADN) de parte del final del brazo del cromosoma número 5 (por ello se conoce también como síndrome 5p-).
Cuanto mayor es la falta de material genético mayor serán las deficiencias intelectuales presentes.
En la mayoría de los casos (85-90 %) se produce por una mutación espontánea de dicho cromosoma. En el resto de casos (10-15%) es hereditario.
La incidencia del Síndrome del Maullido del Gato es de 1 de cada 20.000 nacidos.
Síntomas
Los principales síntomas se asocian a los rasgos físicos peculiares que suelen presentar estas personas:
  • Peculiar forma de la cara
    • Microcefalia (cabeza pequeña)
    • Cara redondeada
    • Raíz nasal plana
    • Ojos separados con pliegues o piel por encima de ellos
    • Micrognatia (mándibula pequeña)
    • Orejas bajas
  • Llanto característico del bebé - llanto más agudo de lo normal, monocorde y con una duración superior (de 3 a 5 segundos)
Tratamiento
No existe ningún tratamiento para esta enfermedad.
La fisioterapia o la logopedia pueden ayudar a mejorar el desarrollo físico o del lenguaje.
Compartir en Google Plus

Editores periodico frontera

0 comentarios: