Cómo se desarrolla la experiencia del divorcio

¿Qué lleva al divorcio?, ¿qué consecuencias tiene?

Autora: Ana Hidalgo

Al día de hoy, los divorcios siguen aumentando en España.
Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) más de 100.000 personas se divorciaron en España en 2014, lo que supone un aumento de más del 5% en un año.

¿Qué está ocurriendo?, ¿acaso nos tomamos las relaciones o el divorcio muy a la ligera?
A travesar una situación de divorcio o separación supone afrontar un proceso de duelo importante y, aunque en algunos casos puede ser una muy buena opción, a mi modo de ver, muchas parejas se rompen por falta de ayuda profesional.
En base a los estudios de la socióloga estadounidense Diane Vaughan, te comparto cómo suele desarrollarse la idea de divorcio en una relación para que puedas estar atento a sus matices.

CÓMO SE DESARROLLA EL DIVORCIO:

La relación de pareja comienza a torcerse cuando uno de sus miembros (“el iniciador”) encuentra menor satisfacción en su relación.
Cuando esto sucede, con frecuencia, esta persona intenta solucionarlo y busca intereses comunes, nuevas formas de acercamiento…
El problema viene cuando tras varias tentativas, siente que ha fracasado en sus intentos y que su relación es deficiente.
En este momento es cuando se enfrenta, involuntariamente, a un proceso opuesto al enamoramiento.
Si al enamorarnos sólo vemos los rasgos positivos y atractivos del otro, ignorando los rasgos negativos, en esta fase ocurre justo lo contrario, se buscan congruencias con los sentimientos de insatisfacción.
De esta forma, se fija más en los aspectos en los que falla la relación y en los aspectos negativos de la pareja y, debido a las “cookies cerebrales”, termina encontrándolos cada vez con más frecuencia.
Por lo general, al comenzar a ver tantos rasgos negativos, lleva a considerar seriamente la ruptura.
En muchos casos, para no precipitarse, planteará esta situación a personas cercanas, tanteando la situación para “confrontar sus ideas”.
Y cada vez con mayor frecuencia, comienzan a evaluarse los costes y beneficios de la separación.
Tras balancear estos pros y contras, algunos vuelven a intentar que la relación funcione, y otros decidirán seguir con la separación.
Hay que tener en cuenta que, al mismo tiempo que se desarrolla esta espiral de separación, con frecuencia, la insatisfacción con la relación suele llevar a buscar una nueva forma de vida, con nuevos intereses y nuevas amistades, en contextos en los que el otro miembro no está presente y donde poder sentirse más relajado.
Por lo común, esta nueva vida conlleva que se guarden secretos frente a la pareja, complicando aún más la relación, especialmente si se encuentra una nueva relación con un amante.

¿Es posible parar esta espiral devastadora?

Sí, la terapia de pareja es una muy buena opción para ello.
Una terapia de pareja no te garantizará que la relación continúe unida, pues ésta no siempre es la mejor opción, pero sí os ayudará a tomar decisiones reflexionadas, bajo una perspectiva más amplia, así como aprender nuevas formas de relacionaros que pueden ayudaros a encender de nuevo la llama.
Es importante tener en cuenta que enfrentarte a un divorcio o separación, supone atravesar distintas facetas dolorosas:
  1. La ruptura emocional donde la tensión entre los dos irá en aumento y generará un gran malestar emocional pues tendréis que a travesar un duelo por amor.
  2. La separación legal, donde se hace necesario atravesar el tedioso, costoso y doloroso proceso judicial.
  3. El divorcio co- paretal que supone cambiar la custodia y los derechos de visitas de los hijos.
  4. La disgregación económica, que puede poneros a los dos en jaque económico.
  5. El desvanecimiento social al repartir las amistades y romper relaciones sociales con otras personas como algunos de los familiares de tu pareja.
  6. La separación psíquica, donde tendréis que cortar los lazos de dependencia emocional y enfrentaros a vivir solos, adquiriendo nuevos hábitos y enfrentándoos a nuevos retos.

Por todo esto, antes de precipitarte, te aconsejo intentar salvar tu relación acudiendo a una terapia de pareja.
A este respecto, ya sabes que me tienes a tu disposición.
Puedes encontrarme tanto en mi centro de psicología en Alcorcón, como a través de internet.
Sobre la autora:
Soy Ana Hidalgo, psicóloga de profesión y persona como tú, con grandes experiencias tanto a nivel personal como profesional.
Me dedico a ayudar a personas a superar situaciones difíciles y salir fortalecidas de ellas.
Si quieres recibir semanalmente artículos sobre amor, desamor y relaciones en general, suscríbete gratis a mi blog.
Compartir en Google Plus

Editores periodico frontera

0 comentarios: