Propone diputado de Morena incrementar vigilancia en gasolineras

Notimex
05 May 2016
POR:JAIME SOSA REDACCIÓN 
Recordó que en 2014, la Profeco realizó mil 800 revisiones a gasolineras de todo el país; en 70 por ciento de los casos, encontró anomalías o resistencias a la inspección.

La Secretaría de Economía y la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) deben aumentar las verificaciones a las gasolineras e implementar acciones que garanticen a los consumidores que reciban litros completos.
En un punto de acuerdo, remitido a la Comisión de Economía, el diputado Roberto Alejandro Cañedo Jiménez también pidió sancionar con mayor rigor a quienes no entreguen la cantidad exacta o impidan la revisión, y aumentar las medidas preventivas, a fin de erradicar este ilícito.
Recordó que en 2014, la Profeco realizó mil 800 revisiones a gasolineras de todo el país; en 70 por ciento de los casos, encontró anomalías o resistencias a la inspección.
Robo de combustible, sellos rotos y alteraciones en el sistema de despacho del carburante fueron algunas de las fallas más comunes. Además, 227 gasolineras se negaron a ser verificadas y mejor pagaron una multa, “lo que resulta inaudito”, subrayó.
De igual modo, la Profeco, la Dirección General de Normas y los proveedores de dispensarios de gasolina, indicó, han detectado tres maneras de robo de combustible: dilatar el despacho para que no caiga una gota de carburante; modificaciones remotas a los despachadores, y apagar la corriente eléctrica para reiniciar en ceros.
Explicó que en el caso de la dilatación del despacho se observó que en la jarra de medición que los verificadores llevaban no caía el combustible hasta después de 11 segundos de que inició el conteo del dispensario.
Respecto a la alteración de los equipos por vía remota, apuntó, la Profeco sólo tiene facultad de revisar los componentes dentro del dispensario, pero “no pueden hacerlo si el transmisor se encuentra en las oficinas y ahí es cuando los dispensarios reciben una señal a distancia vía electrónica”.
En cuanto a apagar la corriente eléctrica para reiniciar en ceros, continuó, las gasolineras incumplen la NOM-005-SCFI, la cual establece que debe haber una pila de respaldo en caso de que haya un apagón eléctrico.
Con esta fuente, agregó, el despacho continúa por siete minutos, tiempo suficiente para hacer la carga completa de gasolina solicitada.
Relató que la creación de la NOM-185 para estandarizar los sistemas informáticos que controlan el funcionamiento de los sistemas de medición del despacho de gasolinas, hizo obligatoria la instalación de aditamentos de confiabilidad para revisar el historial de la gasolinera.
La normativa vigente admite hasta 100 mililitros faltantes por cada 20 litros de gasolina despachada, acotó.
Compartir en Google Plus

Editores periodico frontera

0 comentarios: